Lo trans está de moda

Desde sus inicios, las pasarelas de moda han estado repletas de las modelos más representativas de cada firma, estilo o personalidad a destacar con cada temporada. Por eso no podían ser menos aquellas que son el otro prototipo de mujer. Porque en la moda, todo y todos tienen cabida, los transexuales también tenían que poder estar presentes



La primera en dar el gran salto fue Valentina Sampaio en Nueva York, donde fue protagonista inconfundible de la pasarela durante la Fashion Week. Representando a diversas firmas, esa semana fue la mujer más codiciada por cámaras, asistentes y marcas. Todos los diseñadores habían visto su potencial y querían contar con ella entre sus modelos. Es más, la firma de lencería Victoria' Secret podría contar con su participación y sus propias alas en el próximo desfile de la marca. 

La brasileña ha sido el foco de atención junto a Jeremy Meeks, el considerado como preso más sexy de Estados Unidos. Porque hay gente a la que, eso de miss o mister universo, se les queda pequeño. Ellos han sido el reflejo de que una nueva sociedad más avanzada y tolerante se está abriendo camino. Y no hay mejor lugar para demostrarlo que sobre uno de los eventos más esperados del año. 

En España no nos podíamos quedar a la cola. En estos días, donde la Fashion Week de Madrid se junta con la de Nueva York y la de Londres, las pasarelas se inundan de grandes referentes de la moda -sin ir más lejos, Duyos ha contado con la participación de diez de las modelos nacionales que fueron top en los 90 para el 20 aniversario de la firma-. Pero hay algunas modelos que son estrellas de por sí, sin necesidad de etiquetas o diseñadores. 

Ulises Mérida ha querido homenajear a ese colectivo que se ha visto reprimido durante muchos años y que, todavía hoy, no había tenido su hueco distintivo en la moda. De la mano de Ángela Ponce, Miss Cádiz en 2015, se ha hecho referencia a la libertad y el avance social. Una modelo que, poco a poco, conseguirá que sus curvas se conozcan a lo largo y ancho del planeta. Porque España ya le ha reconocido su papel fundamental en la Madrid Fashion Week, una de las pasarelas más prestigiosas de nuestro país. 





La rebelión de Kloss 

La modelo estadounidense, con esos rasgos infantiles y ese cuerpo digno de un ángel de Victoria Secret -firma que abandonó por los altos estándares y la presión a la que se veían forzadas las mujeres, tanto dentro como fuera de la pasarela-, ha revolucionado las redes sociales. Y esta vez no ha sido para bien en un primer momento. 

No a todo el mundo sentó bien el shooting que Kloss protagonizó luciendo piezas de -según indicaban- inspiración nipona y con la caracterización tradicional del iaginario colectivo de Japón. Una estética que no gustó a muchas mujeres japonesas por no verse representadas en esa asociación entre cultura y modernidad. Porque, además, Kloss no tiene rasgos asiáticos ni su adaptación y la escenografía en la que se vio rodeada no era, según las voces críticas, la adecuada para describir el espíritu japonés. 

Mikael Jansson fue el encargado de llevar las imágenes a la gran polémica suscitada. Un reportaje que era parte de la revista VOGUE US para el mes de marzo y que levantó más de una voz crítica por la asociación que se hacía con el espacio y el vestuario escogido. Ante toda esta controversia, Karlie Kloss no tuvo más remedio que pedir disculpas a través de sus redes sociales por no estar acertada en una campaña "poco sensible culturalmente", anunció en un tuit. Porque lo que ella busca es defender el "empoderamiento femenino", cosa que no se vio reflejado en el reportaje. 




El competidor de Zara llega a España

La noticia se ha confirmado. Esta semana hemos conocido que la firma japonesa de Tadashi Yanai, Uniqlo, abrirá su primera tienda de manera física en Barcelona. Este retraso -porque la marca ya cuenta con sedes en distintos países de Eurooa y Estados Unidos- se debe a que se presenta como la principal competidora de Inditex y más concretamente de la firma Zara. 

El directivo japonés afirma sentirse alagado cuando comparan ambas marcas, ya que para él esta empresa textil española es todo un referente a seguir. Su figura es más abierta y pública que la del empresario Amancio Ortega, cosa que le beneficiará a la hora de crear adeptos a su marca. 

La principal diferencia que presentan ambos nombres es su estilo. Mientras que la española Zara presenta un look más formal y directo para festividades, salidas o looks de oficina más atrevidos, al gigante nipón le gusta más apostar por el estilo diario casual y poco vistoso. Esa es una de sus grandes ventajas, ya que presenta prendas de calidad a un precio asequible y con una estética cómoda. Unas colecciones que se presentan como muy ponibles y con grandes ventas. 

Por el momento, todavía es pronto para hacer predicciones. Aunque en otoño llegará su primera tienda a la ciudad condal y con ella puede que su expansión por nuestro país. Hasta entonces solo cabe esperar y observar cómo su negocio crece y los posibles cambios que Inditex incluirá en sus prendas, para hacerse más competitiva todavía si quiere mantener su puesto de súper ventas comercial. 

Comentarios